Orgones, Orgonitas, Péndulos, Cuarzos, Gemas, Bonsáis, Lámparas de Sal Piedras Decorativas, Piedras Preciosas y Semi Preciosas, Mandalas, Plantas Aéreas, Piedras para Chakras, Jardines Zen, Orgonites, Joyas Artesanales Collares, Pulseras, Anillos, Ojo Turco, Colgantes Decorativos
      Tel. 2 2234 0717  Cel: +569 9870 5440
 
Av. Los Dominicos 7550 Loc. 3, Rotonda Atenas, Las Condes, Santiago de Chile

 

     
Cursos de Arreglos Florales Escuela Chilena de Arte Floral Fabio Reyes Allel
www.ArteFloral.cl Tel. 2 2220 3581

EscuelaDeManualidades.cl

Piedras Decorativas
Proyectos de Jardines
www.PiedrasDecorativas.cl
Tel. 2 2333 8828

 

 

Lámparas de Sal

Gemas y Piedras variadas

 

Joyas Artesanales

 

Cuarzos

Péndulos

 

Rubíes  - Zafiros - Ámbar Esmeraldas

 

Ojo Turco

 
 

Anillos

 

El Orgón

(Orgones - Generadores de Orgón o Transmutador de Energía) El Orgón es una estructura compacta y sólida elaborada con cuarzos, resina y metales; que atraen, acumulan, ordenan y potencian la energía presente en la atmósfera de nuestro planeta, transformando las ondas electromagnéticas negativas y caóticas en energía vital, armonizada y en perfecta sintonía con la Naturaleza. Los Orgones proporcionan efectos biológicos reparadores sobre todos los organismos vivos, por lo que es utilizado por científicos y terapeutas debido a sus beneficios en un amplio rango de aplicaciones alternativas. El principal efecto de los dispositivos orgones u orgonitos es cambiar o transformar la energía del lugar, objeto o persona física. El funcionamiento del orgón es ilimitado, pues no requiere de ninguna carga o emplazamiento. Los orgones tienen un efecto inmediato sobre cualquier cuerpo vivo, sea orgánico o humano, pues estamos hablando de energía, sin color ni forma. Sus aplicaciones son múltiples, pero se utilizan principalmente para mejorar entornos donde hay acumulación de energía muerta y se pretende armonizar.


El invento de la orgonita se atribuye al doctor Wilhelm Reich (1897-1957), quien habría “descubierto” una energía vital (conceptualmente similar al prana, qi, kundalini, etc. de diversas religiones y filosofías místicas asiáticas) presente en todas partes, pero que puede ser básicamente positiva o negativa, teniendo según esta polaridad efectos buenos o malos sobre los organismos vivos.

Según su teoría, la orgonita “ordena” esa energía provocando consecuencias positivas en el entorno más inmediato.

Alteraciones producidas por las radiaciones electromagnéticas
La contaminación electromagnética es tan omnipresente en nuestra sociedad que incluso se ha acuñado ya el término “estrés electromagnético”, que agrupa patologías de muy diversa índole, que a simple vista parecen no relacionarse entre sí . Algunas de las anomalías causadas por las radiaciones aparecen sólo en aquellos casos de exposición a campos intensos pero otras, por el contrario, pueden ser provocadas por instalaciones de poca o muy poca potencia.

Sus efectos se traducen en depresión, irritabilidad y desequilibrios emocionales, así como
disfunciones del sistema inmunológico, lo que nos hace más vulnerables a las enfermedades. Aunque por lo general no nos afecte de forma inmediata, sus efectos biológicos son acumulativos, deteriorando paulatinamente la calidad de vida. Aunque en niños, ancianos, embarazadas o personas enfermas los efectos perniciosos de la contaminación electromagnética pueden manifestarse a corto plazo. Los dos órganos más afectados por los campos electromagnéticos externos son el corazón y el cerebro, al funcionar ambos por impulsos eléctricos.

Principales alteraciones que producen a todas las personas,
en mayor o menor grado:


 

  • Dolores de cabeza

  • Fatiga matinal

  • Depresión

  • Incremento del stress

  • Irritabilidad y alteraciones del comportamiento (agresividad)

  • .Alteraciones del sueño, insomnio.

  • Perdida de memoria, retardo en la toma de decisiones, mente en blanco

  • Palpitaciones y vertigos, ansiedad

  • Astenia (pérdida de vitalidad).

  • Disminución de la actividad sexual.

  • Pérdida del apetito.

  • Alteraciones cardiovasculares.

  • Alteraciones en el ciclo menstrual.

  • Opacidad del cristalino, lesiones de la retina, del epitelio y del estroma.

  • Alteraciones en el córnea.

  • Alteración de la espermatogenesis.

  • Alteraciones endocrinas.

  • Alteración del sistema sanguíneo y de la inmunocompetencia.

  • Aumento del riesgo de leucemia.

  • Aberraciones cromosomáticas.

  • Alteración de los mecanismos celulares e infracelulares.

  • Abortos y malformaciones durante la gestación.



Estos efectos están en relación con la potencia de emisión recibida y con la duración de dicha
exposición.

El orgón y la contaminación electromagnética

Conos generadores de orgón
En el mundo de la tecnología, caracterizado por la presencia cotidiana de innumerables aparatos que transmiten toda clase de radiaciones electromagnéticas perjudiciales para la salud, algo tan simple como un generador de orgón neutraliza sus efectos.

Por regla general, se habla muy poco de la contaminación electromagnética, sin embargo, está ahí y cada día afecta a más personas. Como resultado de numerosas investigaciones, entre ellas las de AURORE (Asociación para el uso racional de las ondas electromagnéticas) y las de la OMS (Organización mundial de la salud) se han reconocido las perturbaciones y síntomas que se derivan del síndrome de las frecuencias y de las hiperfrecuencias.

La contaminación electromagnética, al igual que la radioactividad, tiene un gran inconveniente: no somos capaces de apreciarla a través de nuestros sentidos, ni siquiera cuando se trata de grandes cantidades, porque no se ve, no se huele, no se oye, no tiene sabor y es materialmente impalpable. Sin embargo, supone un importante peligro para nuestra salud.

Resultan igual de peligrosas las frecuencias bajas que las altas, las de gran intensidad y las de
pequeña intensidad, las microondas y las hiperfrecuencias. Para quienes sufren sus efectos es
recomendable indicarles el uso de generadores de orgón.

Distintos aparatos, tanto en el hogar como en la oficina pueden estar afectando la salud de quienes cotidianamente resultan expuestos a sus radiaciones electromagnéticas

 

  • Teléfonos móviles

  • Antenas de telefonía móvil

  • Torres y líneas de alta tensión

  • Transformadores eléctricos

  • Instalaciones eléctricas defectuosas en la viviendas (sin tomas de tierra o con conducciones mal aisladas o sobresaturadas)

  • Antenas

  • Repetidores de TV

  • Despertadores eléctricos

  • Televisores y consolas de videojuegos.

  • Ordenadores

  • Microondas

  • Electrodomésticos y equipos motrices de trabajo.

  • Ventiladores, calefactores, aire acondicionado, etc.

 
 

 

 
     

Orgones, Orgonitas, Péndulos, Cuarzos, Gemas, Bonsáis, Lámparas de Sal
Piedras Decorativas, Piedras Preciosas y Semi Preciosas Plantas Aéreas,
Piedras para Chakras, Jardines Zen, Orgonites Collares, Pulseras, Anillos,
Ojo Turco, Colgantes Decorativos
Tel. (02) 2234 0717 - 09 870 5440 Av. Providencia 2251 Loc. 021 – 022,
Galería Zona Franca, Edificio Giratorio, Metro Los Leones Salida Norte
Santiago de Chile